Taylor Hill

Irina Shayk y el mejor maquillaje no maquillaje de la gala MET 2022

La modelo rusa se ha decantado por el 'look' más natural de toda la velada. 

UXÍA B. URGOITI

Ya sabes que cuando hay un gran evento como el que ha tenido lugar esta noche en Nueva York, la Gala MET 2022, nos gusta analizar todos los 'looks' de las famosas. Te hablamos de la increíble aparición de Rosalía, lo mucho que nos ha gustado el vestido de Sarah Jessica Parker o como el clan Kardashian ha vuelto a ser el protagonista de la noche. Pero también queremos analizar el plano 'beauty', un 'outfit' no solo se compone de moda, la belleza es súper importante. Y si en cuestión de pelo la vencedora ha sido Kaia Geber, tenemos claro que cuestión 'make up' la reina ha sido Irina Shayk.

Te va a resultar un poco paradójico porque nuestro 'look' de belleza favorito de la velada es un efecto cara lavada 100%. Con permiso de todos los artistas maquilladores que se han dejado muchas horas y talento en los rostros de las demás invitadas y que podemos asegurar que estaban todas preciosas en la alfombra roja del Metropolitan, lo cierto es que para nosotras el mejor ha sido el de Irina Shayk.

Taylor Hill

Irina estaba impresionante gracias a un 'total look' de cuero firmado por Burberry, con un toque 'Matrix' un poco de 'dominatrix', ya que llevaba un ceñido corsé, la modelo ha sido la más extravagante de la noche. 

Pero a nosotras lo que más nos ha gustado ha sido su maquillaje. El efecto cara casi lavada de la modelo va de maravilla con todas las tendencias de belleza en 2022: priorizar el bienestar y el cuidado de la piel por encima del maquillaje. Sin dejar de lado la creatividad del maquillaje, pero priorizando el cuidado de la piel por encima del colorido. De hecho, sabemos que el resultado de la piel luminosa que ha lucido la actriz sin casi rastro de maquillaje ha sido resultado de las buenas dotes de su facialista de cabecera, la archiconocida Mimi Luzon. Cero iluminadores, nada de color de labios y un pequeño toque en la mirada, eso es todo lo que ha necesitado Irina para estar impecable en la alfombra roja del museo neoyorquino.

Muchos le están criticando porque dicen que su 'look' poco o nada tiene que ver con la temática de la noche, es esplendor de la moda americana desde 1870 a 1890, y a pesar del corsé puede que tengan razón. Pero estamos completamente seguras de que, de su maquillaje, nadie, absolutamente nadie puede decir nada malo.