Rosalía, preparada para 'Motomami'. | Sony Music

La sorprendente reacción de Rosalía al escuchar lo que la gente piensa de 'Motomami' (y sin filtros)

La cantante fue la invitada estrella del programa de 'El Hormiguero', donde presentó 'Motomami' y se atrevió, incluso, a disfrazarse de reportera para escuchar a pie de calle lo que la gente opinaba de su música. 

Clara Hernández

Rosalía fue la invitada de este jueves en 'El Hormiguero', donde acudió para presentar su nuevo disco, 'Motomami', y someterse a las preguntas de las hormigas Trancas y Barrancas, así como las de Nuria Roca —que sustituye estos días en el plató a Pablo Motos, enfermo por covid—, y las del propio Pablo Motos, que no quiso perderse el momento y entró unos minutos por videollamada. Gracias a eso, supimos que tiene pocos días libres y que para preparar el concierto en directo en Tik Tok que ha ofrecido, tuvo que estar "un mes y medio bailando unas cuatro o cinco horas al día como mínimo".  También, que uno de sus nuevos tatuajes más preciados es una doble R que luce en la planta del pie, un homenaje a su historia de amor con su novio, Rauw Alejandro, y cuál es el significado del título de su nuevo álbum y las mariposas que lo habitan.  

Sin embargo, el momento más curioso y divertido del programa fue cuando Rosalía accedió a convertirse en reportera, camuflándose con una peluca rubia, lentillas azules y blazer, y salió a la calle micrófono en mano para preguntar a la gente qué opinaba de su trabajo o, incluso, de ella misma (siempre sin revelar su identidad). Una misión que, a nadie pasaba por alto, tenía sus riesgos porque la cantante se exponía a que le dijeran de todo (como ocurrió). 

EL HORMIGUERO

"No soy su fan. Soy de Pink Floyd, Supertramp... Reconozco que es buena pero no es mi estilo", contestaba la primera entrevistada, bastante comedida. No todas las respuestas fueron tan neutras (incluso la balanza se inclinó más hacia lo negativo). 

"La niña se fusiona con lo latino; de 20 palabras, 10 son una aberración, pues qué quieres que te diga. Cuando cantan a capella no saben cantar pero les ponen el 'autotune' ese y parece que cantan. A los niños les gusta por el ritmo, nada más", aseguraba, sin piedad, una mujer. 

Más tarde, Rosalía comprobaba la comprensibilidad de algunas de sus letras más controvertidas y preguntaba por el significado de la frase "Te quiero ride como a mí bike", incluida en el tema 'Hentai', a un grupo de jóvenes. "Te quiero montar como a mi bicicleta", interpretaba uno de ellos, que ironizaba asegurando que aquel era "un mensaje profundo". 

Las uñas infinitas con las que posa en la portada de 'Motomami' tampoco pasaron el corte y una mujer aseguró que con ellas era "una bruja". "No sé dónde está la estética, la verdad (...). Estamos perdiendo todo". 

Incluso algunos de sus fans no parecían tan felices con su último trabajo. "A mí me gustaban más las canciones que hacía antes", le dijo un 'centennial', mientras sus amigos apoyaban su respuesta con un "ahí, ahí, ahí". "Antes era un 10; ahora, un 6,5; 'Malamente' fue brutal". "Y da gracias", respondía Rosalía, apoyando la crítica con gracia.

La artista incluso preguntó sobre C. Tangana, a quien se le suele relacionar con ella por la relación amorosa que mantuvieron en el pasado y por su rápido ascenso en el mercado musical. 

"[C. Tangana] a mí me mola muchísimo", "A mí me gusta más C. Tangana que Rosalía, sí",  "Es distinto", opinaron.  Solo una vez puso gesto de susto Rosalía, y fue precisamente cuando una chica insinuó que C. Tangana podría  estar inspirándose (o copiando) algunas maneras de Rosalía. "C. Tangana había querido copiar un poco de ese flamenquillo, en un punto, que yo pensé que.... ella empezó antes, pero ya..."

"Esto es muy bonito", opinaba, sin embargo, un señor mayor mientras contemplaba en una tablet el videoclip de 'Saoko', especialmente el fragmento donde la cámara retrata a un grupo de moteras desde atrás, recreándose en el trasero. "Lo que le afea un poco es la moto, las chicas están para mojar pan",  se reía el señor que terminó ensayando unos pases de baile al ritmo de la canción (y no lo hacía mal).

Las sorpresas vienen cuando Rosalía revela a sus entrevistados su verdadera identidad y la reacción de algunos de ellos, muy apurados. "Entiendes que no te he criticado para nada, he dicho solo que no es mi estilo", se oye a la primera entrevistada, mientras que la que había arremetido contra su música, sonreía e improvisaba una disculpa que no le salía: "Cariño, es que eres muy joven, pero me alegro mucho... " .

Aunque lo que más nos gustó y sorprendió fue la reacción de Rosalía, que en ningún momento dejó de sonreír, azuzó a los encuestados a reafirmarse en sus críticas más negativas con gracia y les despidió a todos con un gran abrazo y muchas risas. ¡Muy fans!

Mira además: