La reina Isabel II graba su felicitación anual de Navidades desde el castillo de Windsor. | Victoria Jones / GTRES

La reina Isabel II da positivo en Covid a los 95 años días después de reconocer su frágil estado de salud

La actual ola de la pandemia ha tocado a la puerta de varias monarquías europeas y, con tres miembros contagiados, la familia real británica es una de las más afectadas. La salud de Isabel II preocupa especialmente.

SILVIA VÁZQUEZ

Son muchos los 'royals' que han pasado el coronavirus desde que empezó el 2022: la familia real sueca al completo, Margarita de Dinamarca o, sin salir de nuestro país, el rey Felipe VI son algunos de los miembros de las realezas europeas que han dado positivo en las últimas semanas. Y, desde este domingo, la reina Isabel II también aparece en la lista de contagiados, una noticia que ha generado preocupación entre los británicos debido a su edad y a su delicado estado de salud.

Según han confirmado desde el Palacio de Buckingham, a sus 95 años la monarca tiene síntomas leves "como los de un resfriado suave", por lo que espera pasar la cuarentena cumpliendo con una "agenda ligera" desde el castillo de Windsor, en el que se ha establecido desde que estalló la pandemia. "Su Majestad continuará recibiendo atención médica y seguirá las reglas de una manera apropiada", concluye el comunicado emitido. 

Carlos y Camilla, positivos en Covid

Esta confirmación se ha producido apenas 10 días después de que el príncipe Carlos diera positivo en Covid-19 por segunda vez (la primera fue en marzo de 2020, al comienzo de la crisis), tras haber estado en contacto con la soberana unas horas antes. El pasado 14 de febrero Clarence House informó también del contagio de Camilla de Cornualles, que actualmente permanece en aislamiento mientras que su esposo y heredero de la corona ya ha retomado sus ocupaciones habituales.

Kate Middleton, Camilla Parker Bowles y la reina Isabel II en un evento durante la cumbre del G7 en Cornualles en junio del 2021
Kate Middleton, Camilla Parker Bowles y la reina Isabel II en un evento durante la cumbre del G7 en Cornualles en junio del 2021. | Oli Scarff / GTRES

Debido a esta situación los médicos de palacio habrían animado a Isabel II a extremar las precauciones y a realizarse test rápidos diarios para mayor seguridad. Aún así, la reina de Inglaterra regresó el pasado lunes a su actividad normal tras el paréntesis por las celebraciones del Jubileo de Platino por sus 70 años en el trono y tuvo una semana muy ajetreada en la que su estado salud volvió a copar titulares a nivel internacional.

Isabel II reconoce en público sus problemas de salud

Entre otras citas, el pasado jueves la monarca recibió en audiencia al nuevo secretario de Defensa británico, Eldon Millar, y su predecesor en el cargo, James Macleo. Allí admitió en público por primera vez su fragilidad al decir, con una sonrisa en los labios: "Como ven, no me puedo mover", mientras permanecía estática y señalaba hacia su pierna izquierda.

La reina Isabel II, apoyada en su bastón
La reina Isabel II, apoyada en su bastón, habla en público por primera vez sobre su frágil estado de salud. | Steve Parsons / GTRES

Ya el pasado otoño, Isabel II tuvo que ausentarse de varios eventos oficiales por motivos de salud y, siguiendo las recomendaciones médicas, canceló toda su agenda de octubre y parte de noviembre "tras haber sufrido una lesión muscular en la espalda". El bastón que le acompaña desde entonces en todas sus apariciones no ha pasado desapercibido para los ingleses, a quienes recientemente les ha agradecido "la lealtad y el afecto" que le demuestran.

También en Navidades la monarca anuló las celebraciones familiares debido al avance de la variante ómicron. Y es que por aquellas fechas los Windsor ya habían tenido varios sustos debido al virus: el príncipe William lo pasó en abril del 2020, poco después que su padre, aunque este lo mantuvo en secreto para no crear alarma entre la población; y su esposa Kate Middleton estuvo en cuarentena en verano por un contacto estrecho. 

Nueva fase en Reino Unido para convivir con el virus

El positivo de Isabel II ha llegado tan solo unas horas después de que el país levante casi por completo las restricciones derivadas de la pandemia. Este mismo lunes el primer ministro Boris Johnson ha presentado su estrategia 'Aprendiendo a vivir con el Covid' que deroga todas las normas previas, incluyendo el autoaislamiento y la realización masiva de pruebas.

En la última semana, Reino Unido ha registrado una media de 43.000 casos y 144 muertes diarias, mientras que las hospitalizaciones por coronavirus continúan descendiendo.