Modelo de la colección Future-Tive Nature de Nixi Killick. | Mardiana Sani

La fascinación de la moda inteligente y alienígena

La obra ‘Otherworldly’ bucea por las corrientes textiles más subversivas de nuestro tiempo. Un viaje entre la tecnología, las obsesiones y la ciencia ficción.

Clara Hernández | Woman.es

La belleza –y la moda- puede ser irrespirable, mutante y paranoica. Incluso, inservible.

Así lo demuestra 'Otherworldly: Avant-Garde Fashion and Style' ('De otro mundo: moda y estilo de vanguardia'), un libro en el que el artista Theo-Mass Lexileictous recopila la obra de diseñadores que sortean las reglas de los cauces comerciales habituales con una estética experimental, transfigurada y deudora del futuro y de los últimos avances tecnológicos.

Los corsés futuristas de la colección 'Re.treat’ de Úna Burke, incluidos en el libro 'Otherwordly'. | Diego Indraccolo

"Las nuevas tecnologías, desde Internet a la impresora en 3D, han permitido que se hagan realidad los sueños y los diseños que parecían antes inalcanzables", explica el autor, quien acostumbra a evitar los tejidos naturales y afirma que hoy se puede confeccionar una prenda en 3D "pulsando un botón".

¿El resultado? Ropa "subversiva y posthumana". Y, a veces, interactiva. Y proclive a borrar siluetas para abrazar inquietantes metamorfosis.

En las páginas de 'Otherworldly', publicado por la ediorial Gestalten, brillan modistos consolidados como Alexander McQueen, así como amantes del reciclaje y la deconstrucción — Martin Margiela —, la autoproclamada arquitecta corporal de ciencia ficción Lucy McRae, el creador de calzados impracticables Peter Popps o la revisionista de la alta costura Iris van Herpen.

La portada de 'Otherworldly. Avant-Garde Fashion and Style', un paso al futuro.  | © Gestalten

Pero hay otros nombres a destacar: el de la firma australiana Nixi Killick, con sus alienígenas tecno-psicodélicas en tonos pastel que responden al lema de la casa: 'Si no es en el futuro, no existe'. O el Studio XO, que se ha aliado con Philips para explorar las posibilidades que las corrientes de luz pueden aportar a sus creaciones de ropa inteligente (wearable technology).

Moda tecnológica de Studio XO en colaboración con Philips. | Philips

Más allá, más luces: las de Chalayan, que ha integrado en sus modelos microsensores para que estos cambien de color con los movimientos de quien las lleve.

En la lista, la presencia española llega de la mano del fotógrafo almeriense Paco Peregrín, uno de las revolucionarios de la fotografía de moda y creador de impactantes rostros-joya (bautizadas ‘beautiful monsters’) de inspiración bondage.

Uno de los 'beautiful monsters' de Paco Peregrín incluidos en el libro 'Otherwordly'. | Paco Peregrín