Ponte en forma sin darte cuenta. | miriamalbero / INSTAGRAM

9 pequeños gestos para ponerte en forma sin (casi) darte cuenta

Marta Nieto | Woman.es

 

Te interesa:

· Una talla menos sí es posible.

· Cinco hábitos para perder peso que no tienen nada que ver con una dieta.

· 8 métodos simples para adelgazar.

 

La vuelta a la rutina lleva consigo la, a veces traumática, vuelta al estilo de vida sano. Dejamos a un lado la tumbona y el vermut y lo cambiamos por la cinta de correr y el agua en exceso. Para ello te traemos 9 propuestas sencillas de llevar a cabo para que este momento no se te quede atascado u que te parezca más sencillo volver a adquirir esos hábitos saludables que tan lejanos nos parecen:

1. Crema reductora. Cambia el after-sun o las cremas hidratantes por una crema reductora que te ayuden a tonificar aquellas partes del cuerpo que necesitamos endurecer. Con este pequeño gesto podemos ganarle la batalla a la celulitis casi sin esfuerzos.

2. Engánchate al snack sano. Cambia los panchitos y la caña de media mañana por alimentos sanos y ricos. Olvida los alimentos insípidos y prueba a crear combinaciones con mucho sabor: las macedonias de frutas, las magdalenas 0%,... Hay un nuevo universo por explorar en la comida fitness.

3. Saca tu lado cocinillas. Hay muchas cuentas en Instagram, blogs y libros que nos ayudan a crear nuevos platos de comida con alimentos más sanos, sin apenas calorías y con mucho sabor y color. ¿No te lo crees? Aquí tienes una muestra de 6 recetas 'healthy' de nuestras 6 'fitgirls' de Instagram preferidas.

4. Sigue a los gurús del fitness. Tan sencillo como coger tus redes sociales y hacer una búsqueda de las mejores cuentas de Instagram, Facebook o Twitter, vinculadas a la vida sana y el deporte. Ver ejercicios, trucos y progresos de los maestros del fitness harán que tu también te contagies de este estilo de vida. Aquí encontrarás una amplia propuesta de fitgirls en Instagram que deberías seguir.

5. Estrena zapatillas nuevas. Algo tan sencillo y que a toda mujer le apasiona: comprar. Adquiere unas nuevas zapatillas para correr o para ir al gimnasio y así tendrás más ganas de mostrarlas al resto y, por supuesto, presumir de ellas.

6. Por las escaleras, por favor. Convierte la calle en tu gimnasio diario con pequeños gestos como subir las escaleras del metro, dar un pequeño paseo en vez de coger el bus o sacar al perro más a menudo. Verás los cambios, comprobado.

7. La cámara de fotos, tu mayor aliado. Otro aliciente que te ayudará a seguir día a día en el buen camino fitness es hacerte con una cámara de fotos. Fotografiar tu cuerpo semana a semana te ayudará a ver esos progresos que se nos escapan. Es probable que no te veas grandes progresos sólo mirándote al espejo porque nuestro cerebro tiene memoria selectiva.

8. Prueba en casa. Ponte una pequeña rutina de ejercicios en casa que no te lleve mucho tiempo, además de ir al gimnasio. Tómate 15 minutos diarios para hacer unos abdominales, sentadillas o estiramiento. Así podrás evitar la escusa de la pereza de ir al gimnasio.

9. Mejor con amigas. Esto es algo lógico. Diviértete y de que mejor manera que haciéndolo con tus amigas. Comparte trucos, recetas, progresos, y penas con ellas y así no te sentirás sola. Además si algún día te entra la pereza, seguro que tu amiga encuentra mil y una razones para conseguir que hagas ejercicio.