Chrissy Teigen | GETTY

Chrissy Teigen confiesa haber superado el escándalo de ciberacoso: "Voy a ser la mejor versión de mí misma"

La modelo celebra sus 100 días de sobriedad y haber superado, por fin, es escándalo de ciberacoso por el que se la canceló. Ahora, celebra estar en un lugar mejor.

María Viéitez

Chrissy Teigen ha concedido recientemente una entrevista a Today, ocasión que ha aprovechado para hablar sobre cómo trabajar en sí misma la ha liberado de las garras del abatimiento.

Hace apenas unos meses, Teigen fue acusada por varias celebridades de hacer ciberacoso. Las víctimas en cuestión señalaban a la modelo por haberles hecho cyberbullying a través de Twitter durante meses, un escándalo que provocó que fuese cancelada. A pesar de que pidió disculpas en varias ocasiones, no parecieron ser suficientes, y eso obligó a Teigen a permanecer silenciada durante una temporada.

Sin embargo, la modelo ha vuelto por fin a los medios para contar que ha resurgido de sus cenizas y que se encuentra mejor que nunca.

Chrissy Teigen y John Legend | GETTY

Teigen ha revelado que ha sido trabajar en sí misma lo que le ha permitido ser feliz. Siendo más concreta, ha señalado que los cuidados personales y la autoreflexión son las prácticas que le han permitido dejar atrás la vergüenza y el dolor que le provocó el escándalo de ciberacoso.

La autora de ‘Cravings: All Together’, dijo en la entrevista con la presentadora Hoa Kotb que, tras lidiar con un dilema de tales dimensiones -la modelo recibió mensajes de odio durante meses-, se ha convertido en una persona más fuerte.

- Chrissy Teigen en su nuevo libro: "He vuelto más fuerte que nunca"

- El desgarrador homenaje de Chrissy Teigen al bebé que perdió hace un año

Teigen admitió que las publicaciones por las que fue acusada y acorralada son "horribles". Lo hizo en un ensayo que publicó en Medium arrepintiéndose de lo ocurrido. Tras hacerlo, según ha explicado, necesitó tomarse un tiempo para sí misma.

"No ha pasado ni un solo día, ni un solo momento en el que no haya sentido el peso aplastante del arrepentimiento por las cosas que he dicho en el pasado", escribió en la carta. "Simplemente no hay excusa para mis horribles tuits del pasado. Las víctimas no los merecían. Nadie lo merece. Muchos de ellos necesitaban empatía, amabilidad, comprensión y apoyo, no mi mezquindad disfrazada de un tipo de humor desenfadado y nervioso. Fui un troll, y punto. Y lo siento mucho", concluía.

Volviendo en su entrevista más reciente con Today a este tema que tanto dolor le ha causado, la modelo de 35 años ha compartido que le ha sido de gran ayuda "tener este período de tiempo para digerirlo todo, mirar atrás y darse cuenta de que, honestamente, siempre hay mucho tiempo para crecer y aprender y ser más empático". Y continuó: "Miro a mis hijos y miro lo que quiero que sea su valor y cómo quiero que traten a la gente, y ver que yo misma no estaba haciendo eso… Darme cuenta de eso fue la parte más difícil. Pensé: 'Dios mío, esto realmente tuvo un efecto en la gente'".

"Pienso en lo mucho que he cambiado sólo en el último año, en lo mucho que he crecido y aprendido. Y, luego, pienso en todo ese crecimiento a lo largo de toda una vida. Todo ese espacio que hay para saber siempre más y ser mejor", añadió.

Los comentarios de odio y ataques constantes que Teigen recibió durante meses no fueron la única consecuencia de los tweets que publicó en su día. Este escándalo le valió, además, la pérdida de contratos en televisión y en colaboración con marcas. "Aprendes mucho en los momentos en que pierdes mucho. Tu mundo se pone un poco patas arriba", dijo Chrissy al respecto.

"Para mí fue un momento en el que dije: 'Vaya, tengo que descubrir cómo puedo ser mejor, cómo puedo crecer a partir de esto, aprender de esto'. Existe el viejo cliché de decir 'me alegro de que haya pasado', pero, realmente, me hizo una persona más fuerte. Una mejor persona. Fue entonces cuando decidí dejar el alcohol, me limpié. Y en realidad llevo 100 días sobrio hoy y estoy tan emocionado. Me siento bien. Me siento lúcida", compartió la modelo.

Y concluyó: "Siento que he hecho el trabajo que tenía que hacer, y espero que todas estas personas puedan perdonar y ser capaces de acoger el hecho de que, por suerte, me han visto crecer y convertirme en mejor persona".

La modelo contó también que este incidente le ha servido para reflexionar sobre cómo quiere educar a sus hijos. "Mi objetivo es ser tan buena que mis hijos piensen que todo esto fue un cuento de hadas", continuó. "No la bondad falsa. Sino la bondad de las personas que tienen las mejores intenciones. Quiero ser la madre buena que se levanta queriendo hacer lo más feliz posible a sus amigos, a su familia, a su equipo y a sus fans. La buena persona que seguirá metiendo la pata delante de todos, pero rara vez, y nunca sin sacar provecho de ello".

Y concluyó: "Voy a seguir trabajando para ser la mejor versión de mí misma para todos. Todo el mundo se merece algo mejor, incluso mis detractores. El mundo necesita más bondad y amor y yo quiero contribuir a ello. Llevo una década en un camino de superación personal y ese camino va a continuar".