Nicola Coughlan ('Los Bridgerton') habla sobre el bullying online: "No opinéis sobre mi cuerpo"

No es la primera vez que la actriz señala cómo se habla de su peso

La actriz Nicola Coughlan

Las redes sociales, como todo aquello de lo que tenemos a nuestra disposición en internet, tienen un trasfondo negativo si no se usa con fines lógicos. Porque sí, nacieron con el objetivo de compartir algo personal con amigos y lo cierto es que sin ellas quizá no tendríamos conocimiento de la mayoría de las cosas que sabemos y que están relacionadas con el arte, la cultura y cualquier tema que nos enriquezca como personas.

Porque ese es su objetivo, servir de escenario para unir a las personas, que estas conecten. Sin embargo, muchos otros las aprovechan para atacar a quienes forman parte de ellas y no se pueden defender, independientemente de quien se trate. Lo hemos podido comprobar a raíz de la victoria de Chanel en Eurovisión, cuando muchos espectadores han volcado su ira contra la cantante solo por haber hecho su trabajo.

Tal ha sido el nivel de acoso que la artista ha reconocido haberse distanciado de las redes sociales para evitar una oleada de 'haters'. Puede que en un punto similar se haya encontrado la actriz Nicola Coughlan, que interpreta a Penélope Featherington en la serie 'Los Bridgerton', que si aún no has visto, puedes seguir en Netflix.

La actriz está harta de que su peso sea un tema de conversación habitual y ha querido compartir con sus 'followers' una reflexión acerca del conocido como 'bullying online' al que tiene que hacer frente desde que la serie se convirtió en una producción popular. "Hola, solo una cosa, si tienes una opinión acerca de mi cuerpo, por favor, no la compartas conmigo", ha indicado al inicio de este alegato.

Aunque ha reconocido que no puede generalizar, puesto que no está recibiendo el mismo trato por parte de todo el mundo, la actriz ha asegurado que las críticas que recibe le duelen mucho más que cualquier halago. "La mayoría de la gente está siendo amable e intentando no ofenderme, pero también soy un ser humano y es difícil digerir la opinión de cientos de personas que opinan acerca de mi aspecto y me lo envían a mí", ha añadido Coughlan.

Conviene recordar que no es la primera vez que la actriz se ve en la obligación de alzar la voz contra aquellos que sobreponen su físico a su calidad interpretativa y tampoco es la primera vez que responde con una educación admirable. En marzo del pasado año la actriz tuvo que salir a defenderse en Twitter después de que una periodista se refiriese a ella como "la chica gorda de Bridgerton lleva un cárdigan negro en los Globos de Oro".

Esta periodista, llamada Amanda Richards, escribió sobre ella haciendo referencia a que esa prenda y ese color eran indispensables para mujeres como Nicola, a lo que esta respondió: "Pensé que el cárdigan me sentaba bien. Molly Goddard lo utilizó en una pasarela con sus vestidos y de ahí surgió la idea de llevarlo. También tengo un nombre", escribió la actriz, generando miles de 'likes'.

Síguele la pista

  • Lo último