Los duques de Sussex a su llegada a la Asamblea de las Naciones Unidas. | GWR / GTRES

El falso vestido de Meghan Markle para conseguir el perfecto look de negro

Durante la intervención del príncipe Harry en la Asamblea General de las Naciones Unidas, la duquesa de Sussex se ha dejado ver con un conjunto en el que reinaba la sobriedad y el minimalismo. 

Julia García

Meghan Markle ha viajado hasta Nueva York para asistir a la Asamblea General de las Naciones Unidas junto al príncipe Harry, quien ha sido el responsable del discurso central de la jornada con motivo de la celebración del Día Internacional de Nelson Mandela fechado en el 18 de julio. Una ocasión que requería de sobriedad absoluta en su estilismo y así lo ha hecho a su llegada al acto.

De la manera más minimalista posible, la duquesa de Sussex se ha decantado por el color negro como hilo conductor y ha sido este el que teñía lo que a simple vista podía parecer un ajustado vestido de manga corta pero que en realidad era un conjunto formado por un discreto top de escote redondo y una falda lápiz con original botonadura en los laterales firmado por Givenchy. Este mismo dúo de prendas ya lo había llevado anteriormente la exactriz en color verde durante un viaje oficial a Irlanda en 2018. 

Meghan Markle, completamente de negro, junto al príncipe Harry
Meghan Markle, completamente de negro, junto al príncipe Harry. | GWR / GTRES

Completamente negro era  el falso vestido y de este tono eran también los complementos que ha escogido como acompañantes, unos zapatos de tacón de corte clásico de Manolo Blahnik y un maxibolso de Mulberry. La única nota de color que aparecía en el look la ha puesto el oro de los brazaletes de Cartier que ha lucido como joyas y las pequeñas perlas que aparecían en sus orejas. 

Para potenciar aún más la seriedad del elegante conjunto que perfectamente podría funcionar en cualquier otra época del año, Meghan Markle ha optado por recoger su larga melena en una pulida coleta alta que dejaba su rostro completamente despejado y mostraba su maquillaje natural. 

El perfecto look total black de Meghan Markle en la ONU
El perfecto look total black de Meghan Markle en la ONU. | GWR / GTRES

El matrimonio ha llegado ante una gran expectación a la sede de la ONU apenas un mes después de que les viéramos en Reino Unido durante los festejos por el Jubileo de Platino de la Reina. El hijo de la princesa Diana y el príncipe Carlos siempre ha mantenido una estrecha relación con la Fundación que lleva el nombre del que fuera presidente de Sudáfrica e incluso en el 2018 Harry y Meghan participaron en algunos de los actos organizados por la conmemoración del centenario de su nacimiento, motivo por el cual han querido que sea el duque de Sussex quien destaque en esta jornada la figura histórica de Mandela así como su legado social y humanitario. 

"Supe que mi mujer era, en realidad, mi alma gemela"

En su aclamado discurso, el príncipe Harry ha dicho que "Desde la horrorosa guerra en Ucrania hasta el retroceso en los derechos constitucionales en los Estados Unidos, estamos siendo testigos de un asalto global a la democracia y la libertad, las dos grandes causas en la vida de Nelson Mandela" y ha tenido también unas bellas palabras para su madre, Lady Di, y su mujer, Meghan Markle, quien le escuchaba con atención desde el público.

"En África es donde me he sentido más cerca de mi madre, es donde encontré consuelo cuando murió, y es donde supe que mi mujer era, en realidad, mi alma gemela", ha resaltado en su intervención el duque de Sussex. 

Cambio de look para su cita con Gloria Steinem

Tras el acto en las Naciones Unidas, Meghan Markle ha aprovechado su visita a la Gran Manzana para encontrarse con la escritora e icono feminista Gloria Steinem, con quien se ha reunido tras haberse cambiado de ropa y optar así por un estilismo algo más relajado. 

Meghan Markle junto a Gloria Steinem
Meghan Markle junto a Gloria Steinem, | WavyPeter / GTRES

Para esta cita informal, Meghan ha optado por unas bermudas de pinzas en azul marino, las cuales ha conjuntado con una sencilla camisa en tono crudo que ha llevado remangada y con los botones superiores abiertos. 

Unos zapatos tipo stilettos en color camel a juego con un cinturón de hebilla ancha y un bolso de mano de pequeñas cuentas han sido sus únicos accesorios.