BULGARI

Bulgari y Save the Children celebran una década de unión, con la que ya han conseguido cambiar el futuro de muchos niños

A través de la venta de joyas con las que han posado grandes personalidades a nivel nacional e internacional.

Woman.es

Hay colaboraciones que más allá de crear colecciones, prendas, complementos o cualquier producto que se nos pueda pasar por la cabeza, pues esconden tras ellas como gran fin una meta solidaria con la que concienciar y ayudar, apoyándose para ello en la enorme proyección nacional e internacional con la que cuentan firmas y organizaciones. Y justo es todo ello lo que describe y caracteriza el caso de la unión de Bulgari y Save theChildren.

Tras diez años unidos, han celebrado toda una década juntos, en la que se han dedicado en cuerpo y alma a cambiar el futuro de los niños, con una fiesta ubicada en Madrid el gran pretexto para lanzar una nueva campaña: #GIVEHOPE.

Realizada por el reconocido fotógrafo Rankin junto a diversas personalidades con el objetivo que comenzó en 2009 de dar esperanza a los niños y niñas más vulnerables del mundo y que hasta hoy ha conseguido alcanzar resultados tangibles ayudando a más de un millón y medio de ellos a hacer realidad sus sueños apoyándose para ello en la educación, un nuevo colgante que se suma a la ya existente colección personalizada de joyas theChildren es el encargado de alcanzar una nueva meta.

Una joya que protagoniza esta nueva campaña y con la que han posado Úrsula Coberó, Alicia Vikander, Kristina Bazan o Jon Kortajarena entre otros muchos de una larga lista para seguir dando esperanza a través de su venta.

Un diseño que sigue los patrones más icónicos de la firma italiana que incluye el logo de la ONG Save the Children (Precio: 750 euros). | BULGARI

Elaborado en plata de ley y ónix e inspirado en la icónica colección de joyas de la firma italiana, su diseño, que cuesta 750 euros (de los cuales 75 se donarán directamente a la ONG), cuenta con un disco de piedra rodeado por el doble logotipo de la marca mientras es un precioso rubí rojo el encargado de coronarlo.

Esta alianza ha conseguido en sus diez años de vida recaudar a escala mundial cerca de ochenta millones de euros que se han destinado a garantizar una educación de calidad como premisa indispensable para el desarrollo. Precisamente una alianza que continua mirando hacia el futuro y que seguirá haciendo los sueños de los niños realidad.