¿Buscas un plan distinto? Descubre Île de Ré

Cura antiestrés en la costa oeste francesa. Ostras, talasoterapia, shopping y un picnic en la playa.

Lo primero que hay que hacer al llegar a Île de Ré es olvidarse de nuestro concepto de tiempo. Allí todo es relax y se vive a un ritmo lento, pero ¡ni hablar de aburrimiento! Hay muchísimos sitios a los que ir. No dejes de pasear por los diez pueblos que componen la isla, por sus callejuelas de casas blancas y balcones llenos de flores. Es imprescindible una visita al mercado de La Flotte, que aún conserva su estructura medieval. Detrás del mercado, hay una zona repleta de tiendas de lo más apetecibles. Asegúrate de dejar espacio en el equipaje para todos tus souvenirs: desde la sabrosísima sal de la isla, pasando por los quesos de Loix, sin olvidar los anillos, gorros y zapatos de los que te vas a encaprichar. Info: www.iledere.com
No te lo pierdas
Inaugurado en 1854, el Faro de las Ballenas es uno de los más altos de Francia. Sube los 357 escalones y visita su museo en Saint-Clément des Baleines (www.lepharedesbaleines.fr).
Descubre la Abadía des Châteliers por tu cuenta o en grupo y acercáte al Fuerte de la Prée (www.fort-la-pree.com) en La Flotte.
El vaivén de la marea
Una de las curiosidades de la isla es la subida y bajada de la marea. En la playa Port Notre-Dame de Sainte Marie, descubrirás las esclusas de pescado en la bajamar.
Comer y dormir
L’Océan es el hotel más emblemático de Île de Ré y combina la comodidad con un estilo muy chic. El restaurante es uno de los mejores de la isla. Su carta incluye especialidades regionales y pesca fresca. Aunque te alojes ahí, reserva para cenar; suele estar siempre lleno (Le Bois Plage en Ré www.re-hotel-ocean.com).
En la mayoría de los hoteles de Île de Ré tienen bicis a disposición de los clientes. De no ser así, hay infinidad de sitios en los que las alquilan y, además, organizan rutas para descubrir la isla y visitar lugares curiosos.
Rê la blanca
A la isla también se la conoce como Rê la Blanca por sus casas encaladas. Descubre además sus famosas salinas (www.sauniers-iledere.com).