Bilbao...por Miriam Ocáriz

L a primera vez que la vimos fue en la Pasarela Gaudí. Todos los críticos se sorprendieron con el colorido y los originales estampados de sus prendas. Serigrafías únicas inspiradas en varias tendencias artísticas (pop, abstracción...). Para ella, la moda es una forma de expresión, pero también de comunicación. Su despegue definitivo fue en Cibeles, cuando recibió el Premio l’Oréal a la mejor diseñadora joven. Como buena bilbaína, a Miriam le gusta ir por las Siete Calles, para tomarse unos pinchos con los amigos. La diseñadora vasca se ha convertido para WOMAN en una experta guía de su ciudad. ¿Nos sigues?
LA GUÍA DE MIRIAM
Además de visitar el Guggenheim, la diseñadora nos recomienda sus mejores rincones del novísimo Bilbao.
1. Decoración. Mosel, en la Gran Vía y para los amantes de las cocinas de diseño, Boffi , en Muelle de Marzana.
2. Para comer. Para unas chuletitas, coger el funicular hasta Artxanda, allí está el Txakolí Simón (Ctra. de Santo Domingo). Otro restaurante con solera y buena cocina, El Perro Chico, en la calle Aretxaga.
3. Tiendas de moda. Charada (c/Pelota), en pleno centro antiguo, llena de objetos vintage. También, Persuade, (Villarias, 8), con algunas de las mejores fi rmas internacionales, reunidas en un local muy especial. Moda, junto con mobiliario de diseño y objetos vintage.
4. Nueva cocina: Public Lounge (Henao, 54). De diseño moderno y muy acogedor.
5. Pinchos. En general, todos los bares de la Plaza Nueva, como Víctor Montes, o los del Casco Viejo, Xukela, (El Perro, 2) y Gatz, (calle Santamaría).
Un hallazgo. Ir a curiosear a la Almoneda Campos, (Bertendona, 2).
De copas. Sin duda los mejores cócteles en JK, (calle Iturriza), Badulake, (Hernani). Sildavia, en Lamana. Destaca por su ambiente
De noche. Para los más rockeros, bar La Muga, en María Muñiz.
Conciertos. En en el Teatro Antzokia. Muy buena programación.
Para quedar. El Café Iruña, en Jardines Albia, una dirección de toda la vida.