¡SOS! Me han robado el móvil

Lo mejor es evitarlo, pero si ya te han robado el teléfono aquí tienes unos consejos para minimizar los daños.

Ana Rodríguez

Aunque pueden robarte el móvil en cualquier época del año, en verano es más fácil puesto que pasamos más tiempo en la calle, estamos más relajadas y, aunque tengamos vacaciones, no nos separamos del gadget para nada. Nos sirve para estar en contacto con nuestros amigos, hacer fotos y contar en las redes sociales lo bien que lo estamos pasando.

Ahora bien, todo se puede venir abajo si nos roban nuestro querido móvil. Lo ideal es prevenir el robo tomando una serie de medidas. Pero si ya es demasiado tarde, puedes recurrir a otras para minimizar los daños.

PREVENCIÓN:
- Vigila el dispositivo. No lo dejes a la vista, encima de la mesa de un bar o de la toalla. Guárdalo siempre en un lugar protegido.
- Bloquea el teléfono. No dejes de activar la función de bloqueo del PIN. Si te roban el móvil por lo menos no podrán hacer llamadas ni conectarse a Internet a tu costa.
- Utiliza soluciones de seguridad como aplicaciones que detectan virus en tiempo real, que bloquean el acceso a los contactos e información personal u otras que permiten borrar el contenido de forma remota.
- Crea un pasaporte teléfono móvil, es decir, anota todos los detalles importantes del dispositivos: contacto del operador, número de cliente, número de teléfono, el código IMEI de 15 dígitos (es el identificador de equipo móvil internacional) y el número de la tarjeta SIM. Aunque te dé pereza, si te roban agradecerás haberlo hecho.

YA TE HAN ROBADO:
- Llama a tu smartphone desaparecido con otro teléfono. Es posible que no te hayan robado, sino que te lo hayas dejado en algún sitio.
- Intenta geolocalizar el teléfono. Para esto es necesario que hayas instalado un software de protección previamente.
- Bloquea la tarjeta SIM. Basta con llamar a tu operador y comunicárselo.
- Informa a la policía. En este paso te será muy útil haber anotado todos los datos del teléfono que mencionábamos antes.