@elenapanc / INSTAGRAM

Elena Pancorbo: "La tristeza también puede ser bella"

Una intensa historia de amor y unas ilustraciones capaces de decir más que las palabras. Elena Pancorbo es una joven que ha encontrado en el dibujo una bella forma de expresión. 

Aida Ortega | Woman.es

¿Qué podemos encontrar en ‘Antes de que te vayas quiero decirte’?

En el libro sin duda está mi esencia. Mi editora me dio total libertad para dibujar a mi antojo. Lo que se cuenta no es una historia mía, a mi me dieron el texto y a partir de ahí yo me encargué de darle vida con los dibujos.

¿Resulta sencillo ilustrar una historia que no es la tuya?

Pese a que la historia no es mía, es sencillo identificarse con lo que se cuenta en este libro. No fue complicado ilustrarla ya que en muchos momentos me vi reflejada y todo lo que sea retratar el amor o el desamor, la tristeza y demás forman parte de mi trabajo diario.

¿En qué te inspiras?

Me encanta el cine y la poesía, lo cierto es que cada cosa que veo en mi cabeza intento retratarla. Me levanto y me acuesto pensando en dibujar.

La historia es una ruptura entre una pareja, ¿por qué en cada página encontramos personas diferentes dibujadas?

Que en cada página hubiesen diferentes personajes fue simplemente por el hecho de no limitar la historia. Es una historia en la que cualquier persona puede verse reflejada por lo que nos pareció buena idea que todos encontraran una ilustración con la que sentirse también identificados.

¿Por qué todos los personajes tienen algún tatuaje?

Para mi suponen una forma de expresarse y de alguna manera los utilizo para que la gente los identifique conmigo. Como si fuera mi firma.

Hay un momento en el libro en el que aparece una lista de canciones tristes para una ruptura, ¿por qué nos hacemos eso?

Yo lo veo como algo involuntario. Es una forma de representar lo que estás sintiendo. Si te pones algo alegre es como que no va contigo en ese momento, no te representa. La tristeza tiene su parte de belleza, eso ocurre con las canciones o por ejemplo con mis ilustraciones.

¿Cómo empezaste a dibujar?

Yo empecé a dibujar desde pequeña, como todos. Y luego seguí haciéndolo porque me gustaba, no me aburre. No tenía ninguna aspiración de convertirlo en una profesión pero me di cuenta que mis dibujos gustaban y entonces fue ahí cuando me planteé que quizá podría vivir de ello. Creo que he llegado aquí por constancia, en la cual creo firmemente.

¿Cómo fue ese paso de afición a profesión?

Me di cuenta que la gente comenzó a interesarse por mis dibujos y actualmente hago encargo a particulares, algo muy personal. Lo cierto es que lo más profesional que he hecho ha sido ilustrar este libro. Y a raíz de esto me han salido nuevas propuestas muy interesantes que no te puedes permitir rechazar.

¿Cuál fue la forma en la que diste a conocer tus dibujos?

Yo soy amante de las redes sociales, cada día intento subir a mis perfiles de Facebook e Instagram cosas que he dibujado. También tengo Tumbrl de manera más profesional. Pero sobre todo Instagram me permite una interacción total, tiene mucha visibilidad y consigue que llegues a mucha gente. Pese a eso creo que los artistas deben también moverse. Hacer exposiciones y demás, no solo centrarse en aumentar los seguidores o tener miles de likes.

¿Tienes algún objetivo profesional?

No creo en los objetivos ya que pueden motivarte pero también desmotivarte si no se cumplen, así que intento no pensar en eso. Pero algún día me gustaría ilustrar un libro escrito por mi.

¿Y qué contarias en él?

Sería un libro en el que las ilustraciones se llevaran todo el protagonismo. Mi vida no es tan interesante como para retratarla pero si que plasmaría ciertos momentos y vivencias que me han ocurrido.