Gran Canaria, el destino que lo tiene todo

Piscinas Naturales de Roque Prieto, en Santa María de Guía.

Piscinas Naturales de Roque Prieto, en Santa María de Guía.

/ Turismo de Gran Canaria

La diversidad –de paisajes, de vegetación, de posibilidades para disfrutarla– hace que sea conocida como un “continente en miniatura”. Gran Canaria es una isla de mil caras: declarada por la Unesco Reserva de la Biosfera; con playas de aguas tranquilas, algunas con olas increíbles para los surfistas; con pueblos encantadores de costa y cumbre; de grandes contrastes y una gastronomía en auge para saborear cada rincón de este paraíso cercano.

Gran Canaria es un pequeño edén en medio del Atlántico perfecto para viajar tanto en pareja como en familia, incluidos los miembros de cuatro patas. La diversión está asegurada en cualquiera de sus versiones: rutas por la naturaleza, experiencias gastronómicas, shopping al aire libre o parques temáticos.

La temperatura media anual de 24 grados invita a disfrutar la isla intensamente, con planes al aire libre en cualquier época del año. Los aficionados al turismo activo y de aventura y los amantes de deportes de exterior tienen en sus montañas y su mar el aliado perfecto. Para cargarse de energía y vitalidad, nada mejor que practicar actividades como senderismo, ciclismo, náutica o escalada, en los paisajes idílicos de la isla.

Playa Anfi del Mar, en Arguineguín.

Playa Anfi del Mar, en Arguineguín.

/ Nacho González Oramas/ Turismo de Gran Canaria

Generación tras generación, Gran Canaria sigue siendo el destino favorito de muchas familias para sus vacaciones o escapadas, un lugar para cuidarse, con un abanico enorme de centros de bienestar, perfectamente combinables con múltiples opciones de ocio y diversión para todas las edades: parques acuáticos y de atracciones, avistamiento de delfines, paseos en submarino, hoteles, resorts, casas cueva y beach clubs pensados hasta el último detalle para hacer del viaje un recuerdo familiar inolvidable.

Los niños lo pasarán en grande explorando el patrimonio natural y cultural grancanario, desde zambullirse en sus piscinas naturales, hasta sentir que casi pueden tocar las estrellas, en un territorio privilegiado para la observación astronómica.

Senderismo en Roque Nublo.

Senderismo en Roque Nublo.

/ Turismo de Gran Canaria

No en vano, la isla ha sido distinguida también por la Unesco como Destino Turístico Starlight por la espectacularidad de sus cielos. Otra interesante opción es descubrir el legado de los aborígenes canarios en yacimientos como el enclavado en el Paisaje Cultural de Risco Caído y las Montañas Sagradas de Gran Canaria, reconocido como Patrimonio Mundial. ¡Gran Canaria: mucho por vivir!

Síguele la pista

  • Lo último