Un menú de Navidad sin cocinar

Este año no será necesario invertir largas horas en la cocina para conseguir deslumbrar a amigos y familiares. Bienvenidos sean los platos fríos.

Susana Fernández

Juanjo López, propietario de uno de los templos de producto en España, La Tasquita de Enfrente, propone ceder el protagonismo a la materia prima, siendo ésta, por sí sola, la que destaque en el plato las próximas fechas. Según su propuesta, es fácil conseguir un menú sofisticado, de fiesta, a base de platos fríos que apenas exigen elaboración.

Ahí van algunas ideas...

Berberechos sobre lima estilo Sacha. Prepara una cama a base de láminas finas de lima sobre la que colocarás los berberechos. Aliña con aceite y limón.

Ensalada de mejillones en escabeche con salicornia. Lava bien y trocea la salicornia y sírvela mezclada con los mejillones en escabeche.

Carpaccio de foie con gelatina de Sauternes (u otro vino dulce). Prepara la gelatina calentando el Sauternes y añadiendo la gelatina previamente hidratada en agua fría, mezcla y lo reserva en el frigorífico. Corta en láminas finas el foie, y sobre este coloca la gelatina.

Lacón Tonato. Coloca el lacón en un plato acompañado de una salsa de mahonesa, atún y alcaparras.

Ceviche de pulpo. Marina las rodajas de pulpo cocido en jugo de limón y naranja, cebolla, ají y sal durante dos horas. Por otro lado, marina también las tiras de cebolla en jugo de limón. Mezcla todo y añade cilantro, aceite y sal.

Ensalada de frutas de temporada. Puedes utilizar frutas de invierno como papaya, lichis, mango, piña, etc. Añade una nota de menta fresca o jengibre para sacarles todo el partido.