El diseñador Juanjo Oliva ha vestido el vino Habla N23. | D.R.

El diseñador Juanjo Oliva viste un vino de 'Alta Costura' digno de cualquier pasarela

La bodega extremeña Habla presenta su segunda alianza con la industria de la moda. En esta colaboración el diseñador Juanjo Oliva ha vestido uno de sus vinos de ‘Alta Costura’ (edición coleccionista), Habla Nº23. Digno de cualquier pasarela.

Woman.es

Un buen vino puede ser considerado una auténtica obra de arte, en cuya elaboración hay continuas referencias a la industria ‘fashion’, el perfume o el cine. “Nuestros referentes no estuvieron en otras bodegas, sino precisamente en el mundo de la moda”, asegura Victoria Acero, directora de Atención al Cliente y Enoturismo de Bodegas Habla, empresa que ha dado un paso más allá en el sector del lujo con la creación de Habla x Oliva. En esta colaboración Juanjo Oliva ha diseñado un bolso cubrebotella, con un doble juego que consigue “unir nuestros vinos con la moda y el arte para seguir trabajando en la idea de que el lujo no es inalcanzable, y buscando siempre la excelencia del producto”, afirman desde la cava.

Un tándem de lujo

Este accesorio es el encargado de vestir un hito en la historia de la bodega, Habla Nº23, un monovarietal de Malbec, cosechado en el año 2017 y que pertenece a la línea ‘Alta Costura’, de edición limitada, única e irrepetible. “Un Malbec 100% es un absoluto atrevimiento que tenía que venir acompañado de una presentación extraordinaria, y eso era con un diseño exclusivo de Juanjo Oliva”, afirma Acero. Una pieza a la altura de un vino ‘Alta Costura’ de la bodega que, además, después puede ser reutilizado como bolso tipo bandolera.

Vino
Vino 'Alta Costura' de bodegas Habla. | D.R.

Habla x Oliva: un diseño único, exclusivo y artesanal

“El objetivo era buscar un contenedor que no resultara obvio y que tuviera un segundo uso”, explican desde Oliva, donde diseñaron y confeccionaron de forma artesanal este complemento. Está fabricado a base de sarga de algodón crudo, con motivo de espiga y piel de vaquetilla fabricada en Ubrique, pespunteada en blanco -siguiendo la línea gráfica de Habla- en el asa, en los cierres y en el panel rectangular donde están grabados ambos logos