El Milagro de P.Tinto

Muere a los 66 años Tomás Sáez, el Padre Marciano de 'El milagro de P.Tinto'

El intérprete es conocido por papeles en películas como 'El oro de Moscú' o series televisivas como 'Cuéntame cómo paso'.

GALA FERNÁNDEZ

El actor madrileño Tomás Saéz ha fallecido este pasado viernes 27 de mayo a la edad de 66 años, según ha confirmado la Unión de Actores y Actrices a través de las redes sociales. Su carácter, sus dotes para la comedia y, por supuesto, su característico bigote, le convirtieron en un actor muy reconocido y querido en el mundo del cine español.

Aunque fueron numerosos los papeles, tanto principales como secundarios los que interpretó, es gracias a la película "El Milagro de P.Tinto" (Javier Fesser, 1998) y su papel como padre Marciano por lo que es realmente conocido.

Tomás Sáez debutó como actor a mediados de la década de los 80 con papeles en películas como "La corte del Faraón" o "Sevilla Connection" y, desde entonces, se registran 56 trabajos del actor. No tardó en empezar a ser una cara conocida en la industria y sus apariciones en series de prestigio empezaron a ser mucho más frecuentes.

El intérprete, nacido un 6 de mayo de 1956, tuvo también papeles secundarios en importantes series televisivas como "Manos a la obra" o "La banda de Pérez" y apariciones esporádicas en otras como “Farmacia de guardia”, “Cuéntame cómo pasó” y algunas más actuales como “Médico de familia” o “La que se avecina”. La última vez que pudimos verle en la pequeña pantalla fue en el año 2015 en un capítulo de la conocida serie "Águila Roja"

- Dónde ver las películas y series (ganadoras y nominadas) de los Premios Feroz 2022

- Muere Ray Liotta, el protagonista de Uno de los nuestros

GDC / GTRES

La película "El Milagro de P.Tinto", ganadora del Premio Goya a los mejores efectos especiales, contaba, a través un estilo surrealista-cómico y viajes en el tiempo, la historia de P. Tinto, su obsesión por formar una gran familia y la puesta en marcha de su 'proyecto' para conseguirlo. Este es uno de los diálogos más icónicos entre el protagonista y el personaje de Tomás Saéz que quedará para siempre en el recuerdo.

Padre Marciano: Muy bien, entonces si el Padre es Dios, el Hijo es Dios y el Espíritu Santo también es Dios, ¿cuántos dioses hay en el cielo, P. Tinto?

P. Tinto: ¿Tres? ¿Dos? ¿Uno? ¿Ninguno?