GETTY

Jennifer Aniston, sobre la eterna duda de por qué no ha sido madre: "Fue doloroso y desagradable"

La actriz ha concedido una de sus entrevistas más profundas para 'The Hollywood Reporter'

Noelia Murillo

Este miércoles se han celebrado los premios Women in Entertainment, con los que la publicación The Hollywood Reporter busca celebrar los logros de todas aquellas mujeres que forman parte de la industria del entretenimiento de Hollywood y han conseguido posicionarse entre las más influyentes del mundo de la cultura.

Entre algunas de las galardonadas este año se encuentran Selma Blair, que ha recibido el premio a la Equidad con un emocionante discurso en el que reivindica la necesidad de contratar a actrices con discapacidad a raíz de ser diagnosticada de esclerosis múltiple en 2018; o Jennifer Aniston, que ha aceptado el galardón Sherry Lansing al liderazgo.

-Jennifer Aniston presenta una nueva colección de ropa inspirada en 'Friends'

-Jennifer Aniston admite que sigue prefiriendo a Brad Pitt

Además de haber sido una de las grandes protagonistas de la noche debido a este reconocimiento, que le entregó su compañero Steve Carell, con quien trabaja en la serie The Morning Show, la actriz también ha protagonizado la edición del mes de diciembre de dicha publicación. Debido a esto, ha concedido una de sus entrevistas más íntimas y profundas, en la que ha comentado cuál es su visión de la industria del entretenimiento actual o qué ha supuesto para ella formar parte de este universo.

Kevin Winter / GETTY

La protagonista de 'Somos los Miller' reflexiona acerca de lo que supuso para ella el fenómeno 'Friends', donde elevó al nivel de misticismo al personaje de Rachel, gracias al cual muchas mujeres adoptaron su forma de vestir e, incluso, su peinado o sus rituales de belleza. "No sabía lo que se avecinaba y ha sido una bendición", ha confesado, a la vez que ha mencionado hasta qué punto todo ello le ha influido: "Todos teníamos una idea de lo que iba a ser el futuro e íbamos a concentrarnos en esto o aquello. Luego todo cambió de la noche a la mañana y si no hubiera sucedido todo, no estaría aquí como la mujer que soy".

Además de convertirse en una de las actrices mejor pagadas de la televisión, Jennifer Aniston también pasó a formar parte de la lista de mujeres de la industria de Hollywood sobre las que más se ha rumoreado en todo este tiempo. Especialmente, durante la época en la que estuvo casada con Brad Pitt. La actriz también ha querido reflexionar acerca de lo que supuso para ella ser objeto de rumores y críticas por no tomar la decisión de formar una familia.

"Lo que la prensa sensacionalista y los medios de comunicación le hicieron a la vida personal de la gente en ese entonces, lo está replicando ahora la gente, aunque no he visto un tabloide en mucho tiempo. ¿Sigo teniendo gemelos? ¿Voy a ser la madre milagrosa a los 52 años?", se ha preguntado irónicamente Jennifer Aniston en esta entrevista.

Así, ha puntualizado cómo es el mal uso de las redes sociales en lo que se refiere a los rumores sobre la vida personal de los personajes públicos. "Es casi como si los medios de comunicación le entregaran la espada a cualquier Joe Schmo [de The Joe Schmo Show] sentado detrás de una pantalla de un ordenador para ser un troll, para escribir y acosar a la gente en los comentarios. No sé por qué la sociedad es tan cruel", ha añadido.

Por último, además de referirse a la industria del entretenimiento como un gigante desconocido, de la que ha dicho que ya no sabe qué es la industria y que "ya no es tan glamurosa como antes", ha indicado cómo le ha afectado este interés por su perfil personal en su vida profesional. "La gente habla de ti, pero tu trabajo es decir: 'Mira, te mostraré lo que soy capaz de hacer y tú decides si quieres verlo o no'. Antes, solía ​​tomarlo todo de manera muy personal: los rumores de embarazo y la suposición de "Oh, ella eligió no tener hijos". Es como: 'No tenéis ni idea de lo que me está sucediendo personalmente, médicamente, por qué no puedo. Fue realmente doloroso y desagradable", ha rematado.