Ashley Graham asiste a los premios Vogue Fashion Fund 2019 en Nueva York | GETTY

Ashley Graham insiste en la naturalidad y enseña sus estrías posparto

La modelo dio a luz a gemelos hace tres meses

Noelia Murillo

Conocemos a Ashley Graham por ser una de las mujeres más hermosas del mundo, pro su belleza física e intelectual. Porque no hay nada mejor que aceptarse a una misma y hacer de eso una marca personal, algo que la modelo ha conseguido a lo largo de los últimos años con un único código moral: ser ella misma. Por ello, en uno de los momentos más importantes de su vida, se ha mantenido fiel a esos principios y lo ha demostrado con un posado con muchos matices.

Fue hace tres meses cuando Ashley dio a luz a sus gemelos, dos niños que han venido al mundo sanos para revolucionar sus días y le han dejado algunas marcas tanto físicas y, por tanto, visibles, como psicológicas. Ambas han sido protagonistas del último posado de la modelo que se ha fotografiado frente al espejo enseñando su cuerpo tal y como es, sin filtros ni mucho menos retoques estéticos ni digitales.

Porque si hay algo que caracteriza su labor es el fomento del denominado 'body positive' de los cuerpos que no cumplen con los parámetros de la normatividad ni de la industria del entretenimiento. Frente a cuerpos excesivamente delgados y huesos marcados, la modelo 'curvy' opta por darle al mundo lo que necesita: un poco de realidad sin apartar del todo el sentido del humor. De ese modo, en este 'topless' se pueden sacar varias conclusiones.

-La reacción de Ashley Graham al conocer que está embarazada de gemelos

-Ashley Graham anuncia su segundo embarazo con un conmovedor mensaje

La primera de ellas es que no hay nada más bonito que quererse a una misma. Así, con la leyenda "Hola, nueva barriga. Hemos pasado por mucho. Gracias", la modelo ha expresado cómo se siente tres meses después de dar a luz y a aceptar la tripa posparto que habitualmente muestran las mujeres que acaban de ser madres. Con una única braguita de color negro y una gargantilla, Ashley se ha tapado los pechos para esta foto y ha querido ser explícita con sus formas.

También con lo que hay dentro de ellas, puesto que ha aprovechado para presumir de estrías, esas líneas finas que se forman en la piel cuando esta se dilata y que tanto suelen asustar en las redes sociales. Además de estas, también ha insistido con este documento gráfico, en el que aparece pellizcándose la piel, que los michelines también forman parte de ese proceso natural que es ser madre, así como la celulitis y otras reacciones de la piel... Y que no hay motivo para ocultarlos. Más bien, lo importante en este caso es no tener complejos.