Una piel sublime con Chanel

Chanel completa su línea "Sublimage". Hazte con estos dos básicos para tu rutina de belleza diaria: el desmaquillante en gel, compuesto por azúcares y aceites preciosos, y La Crème, con vainilla de madagascar.

Susana Fernández

¿El secreto de una piel perfecta?
Desmaquillar bien

Y no solo por la noche, también debe ser tu ritual de belleza a primera hora de la mañana. Solo así tu piel quedará limpia y fresca, lista para recibir los favores de los tratamientos diarios. Chanel te ofrece un desmaquillante, de su gama Sublimage (Confort Supremo, 80 €), que combina eficacia y suavidad, cmpuesto por derivados de azúcares y aceites preciosos, y con un delicado aroma vegetal de tilo.
Sigue estos pasos. Toma una pequeña cantidad de gel y deposítala sobre toda la superficie del rostro. Masajea realizando pequeños movimientos circulares, verás que el gel se transforma en un aceite fino y sedoso. Masajea también las pestañas para liberarlas del maquillaje. Empapa la toallita que viene con el desmaquillante con agua tibia. Colócala sobre el rostro como una máscara calmante. A continuación, presiona delicadamente, con las dos manos planas: el calor estimula el efecto relajante y calmante de los preciosos aceites. Efectúa ligeras presiones circulares para eliminar cualquier resto de maquillaje. Retira la toallita y aclara con agua.

Regenera tu piel,
con Sublimage La Crème

Una vez tu piel está perfectamente desmaquillada, aplícate esta crema de textura fluída y muy ligera. Y no olvides realizar gestos de masaje adaptados para armonizar los rasgos del rostro y densificar la piel en profundidad. En su composición, varios tesoros vegetales que actúan sobre los signos de la edad, como la vainilla de madagascar, rica en policetonas. ¿Sus poderes? Esta joya aumenta la capacidad de regeneración cutánea, actuando en el corazón de la piel. Hace maravillas sobre todos los signos de la edad: la hidratación, las arrugas, la firmeza, la luminosidad y la uniformidad de la tez. Precio: 275 €.