Llega la "operación glúteos"

Hasta ahora el aumento de mamas lideraba en ranking de las operaciones estéticas. Ahora la remodelación de glúteos centra la atención de la cirugía estética a nivel internacional.

Susana Fernández

El Dr. Pérez de la Romana nos traslada las conclusiones del Baker Gordon Symposium celebrado en Miami, en el que la remodelación corporal y el lipofilling se orientaron de forma prioritaria hacia la corrección de glúteos. Por primera vez, este tipo de intervención se sitúa como protagonista incluso por encima de las intervenciones de mama.

En la remodelación de glúteos, las técnicas de liposucción y lipofilling (inyección de grasa), se combinan cada vez más con la implantación de prótesis. El único condicionante que se impone a la paciente es disponer de grasa suficiente para poder realizar una extracción, habitualmente desde la región abdominal y las caderas. Para la remodelación de glúteos, se requiere entre 200 y 400 g por glúteo, siempre dependiendo de la fisonomía de la persona a la que se va a intervenir.

¿Cómo se extrae esa grasa?
Normalmente se extrae de la zona abdominal mediante finísimas e indoloras cánulas. A continuación, la grasa se purifica en un proceso que tiene lugar en el mismo quirófano y posteriormente, siempre según el criterio del cirujano, la grasa se introduce mediante inyección en pequeñas dosis subcutáneas.

En los casos de implantación de prótesis de forma combinada al lipofilling, el volumen de grasa requerida puede reducirse hasta la mitad. La combinación de técnicas se perfila, por tanto, como un factor importante en el acceso de mayor número de personas a la remodelación corporal.

Además, el desarrollo de técnicas mínimamente invasivas y que permiten una rápida recuperación es creciente y, sin duda, ha favorecido la extensión y el éxito internacional de las intervenciones sobre glúteos, tanto en mujeres como en hombres.

Ventajas grasa versus prótesis.La grasa del propio cuerpo no puede nunca generar un rechazo. Por otro lado, al introducirse en pequeñísimas dosis, el cirujano puede moldear la figura con precisión, con un resultado mucho más natural, también al tacto.

¿Y esa grasa se reabsorbe? Dependerá de la persona y de su estilo de vida.Hasta los primeros meses puede haber un porcentaje de reabsorcion de hasta un 15-20%. A partir de ahí, si se engorda engordarías, y si se adelgaza se adelgazaría la zona, pues obviamente se perdería grasa. De todos modos, la grasa que se inyecta (que integra células madre) tiene una alta capacidad regeneradora y se integra con naturalidad.

Recuperación. Requiere una semana. Será suficiente evitar los ejercicios físicos intensos o cualquier actividad que suponga ejercer presión sobre la zona recién tratada. Por lo demás, vida normal a las pocas horas de la intervención. Si la operación ha requerido implantes, los tres primeros días serán de reposo relativo (domiciliario).

Precio. Entre los 5.000 y los 7.000 € (dependiendo de si hay prótesis, de la persona, etc.).

Dónde
Instituto Pérez de la Romana
Tel. 902 400 408