Caudalie, una firma "green"

Y no solo porque es ecológica, sino porque ayuda en un proyecto medioambiental en Sumatra.

Susana Fernández

La firma va más allá de sus compromisos éticos, que incluyen packs de papel 50% reciclado y la preferencia por ingredientes cosméticos naturales (procedentes de la agricultura biológica) y dedica el 1% del volumen de negocios anual mundial a la implementación de proyectos medioambientales. ¿El último? Apoyar a la WWF para proteger Sumatra, la joya de la biodeversidad, amenzada por la deforestación ligada al aceite de palma. De hecho, el objetivo del proyecto es asegurarse de que la producción del aceite de palma sea sostenible y desarrollar alternativas económicas para apoyar la biodiversidad de la isla.

Algunos datos revelan que la deforestación tropical representa el 95% de la deforestación global y que Indonesia es el país con la tasa más alta en el mundo debido a la producción de aceite de palma. Lo que afecta a la comunidad de elefantes (225 en esta área), tigres (65) y orangutanes (130 orangutanes reintroducidos en la zona del parque Bukit Tigapuluh).

Ante este panorama, lo que se pretende es detener la deforestación para proteger a la fauna y las especies más emblemáticas de la isla. ¿Cómo? Enseñando a las comunidades y a los pequeños agricultores a mejorar sus prácticas.

La línea Vinexpert, pionera en la causa
Y sin renunciar a la máxima eficacia. Compuesta por 5 tratamientos complementarios, que incluyen su última patente, el Resveratrol-Oleyl, ingrediente inédito para tratar el envejecimiento desde su origen.

En la imagen, Fluido Efecto Iluminador (41,20 €) y Sérum Firmeza (50,50 €).

Estos productos han sido sometidos a pruebas genéticas (realizadas en el Hospital Monte Sinaí de Nueva York) y biopsias antes y después de su aplicación, con resultados visibles a simple vista sobre las arrugas profundas y la flacidez cutánea. El óvalo del rostro se muestra remodelado.