CORDON

Extensiones, ¡luce melena!

Si tienes el cabello corto o escaso, da volumen a tu melena con extensiones. 10 trucos para elegirlas y conservarlas.

Susana Fernández

Si solo quieres lucir melenaza un día, las extensiones de clip son una buena y rápida opción para verte bien en un segundo. Pero si prefieres un resultado más duradero, tendrás que acudir a las extensiones de silicona. Los expertos de SHE Hair Extension nos dan 10 prácticos consejos:

1 Elige el material. Aunque hay extensiones de cabello sintéticas, elígelas siempre naturales: nadie las distinguirá de tu propio pelo. She, por ejemplo, solo procesa cabello de origen europeo o indio.

2 Salvo las de clip, para la colocación, acude siempre a un profesional tanto para ponerlas como para retirarlas.

3 Color. Para que no se noten, es muy importante que sean del mismo tono de tu cabello o el más próximo. She incorpora en su gama más de 70 tonalidades. Otra opción para dar un toque moderno y sofisticado es introducir otros tonos y jugar a mezclarlos con tu color natural.

4. Cuando te laves el pelo, hazlo con orden, sin tirones. Después, sécalo suavemente con una toalla, pero sin frotar demasiado para evitar enredones.

5 Los químicos, el cloro de las piscinas y el agua salada pueden dañar las extensiones. Intenta no exponerlas y así alargarás su duración. Si las cuidas, podrás conservarlas intactas de 6 a 9 meses.

6 Nutrición. Recuerda que es pelo muerto, así que debes darles un extra de nutrición con productos específicos: mascarillas, sérum, etc.

7 Un truco práctico: evita enredos haciéndote una coleta antes de acostarte.

8. Lubrica el cuero cabelludo con aceite de coco o de jojoba para evitar la picazón.

9 Extensiones onduladas o rizadas. Hay que tener más cuidado que con las lisas. No las cepilles, péinalas con un peine de púas anchas y no las seques con toalla. Usa un acondicionador que sea sin aclarado.

10 Cepillado. Tienes que hacerlo con cuidado, cepíllalas de raíces a puntas, con orden. Si planchas o secas tu cabello con extensiones, usa aparatos que produzcan iones para conservar las extensiones.