Armando Grillo / IMAXTREE

La pedicura francesa vuelve este verano cargada de novedades

La temporada de sandalias se ha adelantado este año más de lo previsto. Toca celebrarla sacando a tus pies del anonimato del invierno y poniéndolos a punto para lucirse. Si aún no tienes claro cuál será la pedicura del verano, toma nota de este clásico que, al igual que en la manicura, se ha reinventado. 

Cristina Martín Frutos | Woman.es

Los últimos veranos hemos visto cómo las tendencias de manicura se trasladaban a los pies en cuanto empezaba la temporada de sandalias. Junto a los clásicos esmaltados en rojo, burdeos o coral, la pedicura dejó paso a tonos más divertidos como el amarillo, el azul navy o el naranja, hasta hace poco reservados para las manos. Otro de los diseños más vistos en años pasados apostaban por la sobriedad, como el nude, el milky white y la pedicura francesa. Tres opciones perfectas para resaltar el bronceado y combinar con cualquier calzado, ropa o traje de baño. Aunque aún es pronto para aventurar cuál será efecto preferido de esta temporada, empezamos a ver un firme candidato: la pedicura francesa vuelve a la carga. Pero, eso sí, en esta ocasión lo hace con algunas novedades.

Del mismo modo que este diseño ha triunfado en las manicuras con mil y una versiones, estamos observando que las cuentas de Instagram y Pinterest de los salones de manipedi de todo el mundo se están llenando con imágenes de pedicuras francesas reinventadas. Uno de los recursos más sencillos y que mejor funcionan para los pies consiste en sustituir el blanco o nude de la media luna por un tono llamativo. Los neones nunca fallan en verano: amarillo, rosa, naranja... Aunque si buscas un acabado más elegante mejor opta por algo más sobrio como el negro, el verde botella o el azul marino. La siguiente idea, cuyo origen también se encuentra en las uñas de las manos, es combinar dos colores. En el caso de los pies lo más acertado es olvidarse de contrastes muy exagerados. En cualquier caso sí que puedes jugar con diferentes intensidades de rosa, por ejemplo, o con un gris muy clarito y blanco. 

Recuerda que también es posible arriesgar con el diseño. Una alternativa interesante es combinar la pedicura francesa clásica con algún detalle de nail art. ¿Necesitas ideas? Echa un vistazo a las manicuras de estilo minimalista. Los dibujos pequeños y sencillos para la uña del 'dedo gordo' -un trío de estrellitas, una flor, un corazón, un par de rayitas o un punto- serán apuestas seguras. Respecto a la forma de la media luna ten en cuenta que las uñas de los pies han de cortarse con forma cuadrada, por tanto ese dibujo debería seguir ese mismo patrón. 

Y si estas ideas te parecen poco atrevidas, puedes animarte con algún dibujo menos convencional. Te adelantamos que en las redes sociales encontrarás ideas de pedicuras para inspirarte, pero no son demasiado originales. Por tanto, una buena opción es fijarte en manicuras que te llamen la atención. De nuevo apuesta por diseños que, dentro de la originalidad, sean sencillos, ya que las uñas del pie no dan mucho margen al pincel. Hacer el diseño francés dibujando únicamente la línea de la media luna y, por qué no, haciéndolo con una raya en zigzag o una onda puede resultar un acierto. Solo tienes que jugar y probar. Al fin y al cabo (siempre que no te lo hagan con un esmalte permanente) no tienes mucho de lo que arrepentirte.